La Cámara de Comercio de La Guajira publicó el Informe Dinámica Empresarial 2018 una compilación de datos que muestran el escenario económico y social del departamento presentando una radiografía del territorio en términos económicos y sociales e información concerniente al Registro Único Empresarial y Social (RUES) de las cámaras de comercio. El objetivo es servir de fuente de información y toma de decisiones para el sector empresarial e institucional y contribuya a la formulación de planes y proyectos dirigidos a la creación y consolidación empresarial.

El informe se elaboró teniendo en cuenta las problemáticas por la que está atravesando el departamento de La Guajira, y partiendo de la pregunta: ¿Por qué las políticas públicas en La Guajira no tienen el efecto esperado? Sobre este particular se reseña que las políticas públicas que se han propuesto en los últimos años en el departamento no han tenido el efecto esperado, debido a los bajos niveles de ejecución de las instituciones territoriales.

Las ultimas calificaciones de desempeño ubican al departamento en un nivel medio, por debajo del promedio nacional. Evidenciando inmadurez institucional, presentando falencias en los componentes de eficacia, lo cual repercute en los bajos niveles de cumplimiento de las metas propuestas en los planes de desarrollo; así mismo, falencias en el componente de eficiencia, lo que se traduce en un retroceso en la cobertura de educación, salud y agua potable. Sumado a la baja capacidad de recaudo de recursos propios por parte los entes territoriales, limitándose de este modo la inversión en proyectos de desarrollo, lo que conlleva a depender en su mayoría de los recursos del Sistema General de Participación.

Todo este panorama influye en que las entidades territoriales no tengan capacidad de gestión, presenten problemas en la calidad y generación de la información, muestren deficiencia en la toma de decisiones y por ende en la formulación de políticas públicas. Lo que por obvias razones se convierte en resultados negativos para el desarrollo económico y social del departamento, generando problemáticas como las anteriormente enunciadas.

Adicional a ello, el precario desarrollo económico del departamento, donde la principal actividad es la minero-energética, específicamente la explotación de recursos naturales como la sal, el gas y el carbón, siendo este último el de mayor relevancia con una participación del 43,8% del PIB, no genera el volumen de empleo que el territorio necesita, impactando poco al tejido productivo territorial.

Esta marcada dependencia del sector de hidrocarburos no permite explorar a fondo una economía alternativa, como el caso del sector turístico, que, aunque el departamento este posesionado como un destino preferido por los viajeros, especialmente extranjeros, la poca inversión que destinan las entidades territoriales a este sector no ha permitido desarrollar proyectos que contribuyan a aumentar la oferta turística y así poder ampliar la economía local. Igualmente hay que referenciar que parte de esta situación se origina por la baja presencia de la nación en el territorio y el precario desarrollo de los mercados.

La dispersión demográfica existente en subregiones como la Alta Guajira, el limitado acceso y la desconexión de muchos de sus poblados rurales, vulneran la integración territorial a la cual se aspira. En términos generales la realidad del territorio es la siguiente:

El PIB del departamento representa solo el 1,3% del total nacional y ocupa el último lugar en el Índice de Competitividad 2018 (2,79% sobre 10), en cuanto a este indicador Riohacha la capital ocupa el puesto 23 entre 23 ciudades, evidenciándose atraso en materia de educación básica, media y superior y advirtiéndose el precario estado de la competitividad a razón del deterioro del mercado laboral, explicado por el impacto de la migración venezolana. Así mismo, Riohacha es una de las ciudades con mayor incidencia de pobreza monetaria (46,9%), el departamento tiene 52,6% y la nación 26,9% y de pobreza extrema, Riohacha tiene 15,1%, el departamento 26,5% y la nación 7,4%; en cuanto al NBI Riohacha tiene el 49,10% de su población con necesidades básicas insatisfechas, mientras que en el departamento el porcentaje es de 44,6% y en la nación es de 27,7%.

Con respecto a la actividad empresarial desarrollada durante la vigencia 2018 en los municipios del departamento, podemos resaltar que la dinámica empresarial fue favorable, pues en el 80% de estos se presentó una variación positiva en el Registro Mercantil.

Riohacha por su parte fue el municipio donde se observa mayor proporción en términos absolutos, con un total de 1.297 nuevas empresas; seguido de Maicao con 1.009 y Fonseca con 227. Estos tres municipios concentran el 73% de las empresas. Sin embargo, los municipios que presentan mayor dinámica de crecimiento con relación al año anterior fueron: La Jagua del Pilar con una variación del 200%, Albania con 100%, Urumita con 68,2%, Manaure con 66,7% y Dibulla con 45,5% Así mismo, la capital del departamento concentra el mayor número de empresas con el 64,5% de las grandes, el 38,4% de las medianas, el 53,1% de las pequeñas y el 38% de las micros, seguida de Maicao con el 13% de las empresas grandes, el 20% de las medianas, el 20,2% de las pequeñas y el 28% de las micros.

Del total de unidades económicas, las microempresas se constituyen en las mayores generadoras de empleo con un 58,9%, le siguen las empresas grandes con 26,2%, en tercer lugar, las pequeñas empresas con 10%, y en último lugar, la mediana empresa con el 4,8% de participación, generando todas ellas 27.866 empleos.

Sobre la dinámica empresarial de La Guajira en el 2018 se registraron 3.490 empresas, lo que refleja un aumento del 21% con relación al año anterior donde se alcanzó una cifra de 2.884. Del total de empresas constituidas 3.031 corresponden a Persona Natural y 459 a Sociedades Comerciales, creciendo un 30% y 19,8% respectivamente. En cuanto a la actividad económica de mayor contribución en el 2018, se observa un dominio del sector de Comercio al por mayor y al por menor agrupando el 42% de las unidades productivas creadas en el 2018, lo que equivale a 1.453 empresas. Le sigue el sector de Alojamiento y servicios de comidas con un 15%, Transporte y alimentación con 7%, Industria manufactureras con 6,2% y Actividades artísticas de entretenimiento y recreación con 6,1%. Agrupando los sectores anteriormente enunciados concentran el 76,3% del total de empresas registradas.

Publicaciones

Boletines económicos, informes socio-económicos, etc...

Ver más

Formatos

Modelos, formularios, documentos guía, etc...

Ver más

PQRS

Queremos escuchar su opinión sobre nuestros servicios...

Ver más

Gestión

Informes de gestión trimestrales y anuales...

Ver más